Notícies pròpies, Totes les notícies

La Plataforma SOS Aiguafreda – Salvemos Begur celebra que se haya salvado la cala de Aiguafreda en Begur

La Plataforma SOS Aiguafreda – Salvemos la Costa de Begur celebra que se haya salvado la cala de Aiguafreda, así como la reducción generalizada en el número de viviendas previstas en Begur. Pero al mismo tiempo, la entidad lo considera una victoria agridulce debido a los numerosos proyectos insostenibles que continúan su curso y que afectan, muy en particular, los entornos de Sa Riera.

Muntatge Gencat
Montaje de la cala de Aiguafreda (Begur) empleado durante la rueda de prensa en la Comisión territorial de urbanismo de Girona.

El plan director de la Costa Brava presentado ayer en Girona cataloga 12 sectores de Begur (sobre un total de 38 que hay en todo el municipio) como extinguidos, es decir, se han desclasificado y en principio parece que estos sectores se han salvado de la fiebre constructora. Un hecho que supondrá evitar la construcción de hasta 515 nuevas viviendas en el municipio de Begur.

Una de las zonas que se ha desclasificado es precisamente el de la cala de Aiguafreda. Un polémico proyecto que en los últimos dos años ha estado en el epicentro de numerosas protestas, ya que, en este paraje relativamente virgen de la costa de Begur se pretendía construir más de 260 viviendas y hasta 3 nuevos hoteles. Actualmente, y gracias a la voluntad política mostrada por el actual Departamento de Territorio y Sostenibilidad, este tramo de la costa de Begur parece estar finalmente salvado. Un hecho que supone una victoria para la Plataforma SOS Aiguafreda que se constituyó precisamente hace dos años para salvar este pedazo de la costa.

Por otra parte, además de la categoría de extinción, el plan director de la Costa Brava contiene 4 sectores de Begur que han sido clasificados en la estrategia de modificación. Una catalogación que ha implicado una reducción de 61 nuevas viviendas en total. Este es el caso, por ejemplo, del sector Bocs Mayor / Es Valls, que ha pasado de 51 viviendas en una edificabilidad máxima de 10 viviendas o del sector Fuente de la Salud, que ha pasado de 32 viviendas a un máximo de 16.

En total, entre los sectores extinguidos y modificados, el número de viviendas que se dejarían de construir solo en el municipio de Begur sería del orden de las 576 viviendas. La inmensa mayoría de las cuales estarían destinadas exclusivamente a segundas residencias. Teniendo presente que el número de nuevas viviendas potenciales en este pequeño municipio costero era de unas 1.633 (incluyendo 6 nuevos hoteles), el planeamiento urbanístico propuesto por la Generalitat ha supuesto una reducción efectiva del 36%.

Una reducción que la Plataforma SOS Aiguafreda ve con buenos ojos, pues considera que el crecimiento urbanístico previsto en el municipio, y en general en la Costa Brava, era completamente insostenible y claramente irresponsable, y más en el contexto actual de emergencia climática. Ahora bien, de los 38 sectores existentes en total en todo el municipio, la mayoría no han entrado en ninguna estrategia de extinción o de reducción. De hecho, la gran mayoría de sectores se mantienen tal como están ahora (8 sectores) o ni se mencionan en el documento publicado (14 sectores). Y es precisamente en estas dos últimas categorías donde se engloban la mayoría de proyectos polémicos que la Plataforma de Begur, conjuntamente con Ecologistas en Acción, ha llevado a los tribunales este último año. Entre estos casos se encuentran:

  • El sector llamado Van de Walle residencial, conocido bajo el nombre de “Jardins de Sa Riera Living” y que está llevando a cabo el fondo de inversión Suizo de Stoneweg. Se trata de un proyecto ampliamente insostenible que prevé la construcción de hasta 52 viviendas junto a la playa de Sa Riera. Este proyecto que ha sido denunciado y que ha sido admitido a trámite por el Tribunal Contencioso de Girona ya ha supuesto la deforestación de más de 3 hectáreas de bosque y la extracción de miles de metros cúbicos de tierra;
  • El sector de la “Pedrera de S’Antiga” que, a pesar de ser un proyecto que presenta numerosas irregularidades (aparte de los numerosos impactos ambientales y paisajísticos) y ser fruto de una recalificación urbanística, la construcción de hasta 24 viviendas prosigue sin que ninguna institución le ponga freno. Sin embargo, se trata de otro de los proyectos polémicos denunciados por la Plataforma y que también ha sido admitido a trámite por el Tribunal Contencioso de Girona; y
  • El sector llamado “Montcal 2” que, además de tener la peculiaridad de compartir el mismo promotor que el caso anterior, se trata de un proyecto de elevado impacto ambiental, pues más del 53% del ámbito está situado dentro de la Red Natura 2000 y del Plan de Espacios de Interés Natural Montañas de Begur. Asimismo, al tratarse de una zona de dunas continentales (hábitat protegido y en regresión en todo el territorio) la zona es en realidad un hábitat prioritario a conservar en Europa por la Directiva Hábitats.

Aparte de estos tres casos que seguirán el procedimiento judicial correspondiente, hasta 22 sectores pueden proseguir su proceso urbanizador con total normalidad. Como resultado, en el municipio de Begur se podrían edificar unas 1.057 nuevas viviendas. Un hecho que pone de relieve que, aunque el Plan director de la Costa Brava propuesto habrá ayudado a reducir el impacto del urbanismo y aliviar la fuerte presión que sufre desde hace años este pequeño municipio, el número de viviendas y el modelo territorial propuesto sigue siendo claramente insostenible.

Ver la tabla resumen elaborada por la Plataforma de los sectores en Begur y su catalogación.